Colo Colo no deja de sorprender… cada vez puede estar peor

La nueva caída de Colo Colo no hace más que volver a dejar en evidencia que el trabajo (si es que se puede llamar trabajo) que se ha hecho en Blanco y Negro en los últimos tres años ha sido un desastre, a la falta de títulos se suma la usencia de identidad entre el equipo y la hinchada y resultados que no logran tomar una racha medianamente positiva de resultados, con planteles donde la gente formada en casa es una ausencia constante, con entrenadores que siempre deben soportar presiones y defenderse con “el plantel no lo hice yo” o “ estamos fallando el finiquito”. La Serena nuevamente dejó en evidencia que hay falta de trabajo en el club, hay falta de continuidad en la labor de inferiores, hay falta de identidad, hay falta de autocrítica y lo que es pero, hay falta de una buena directiva que entienda que su “empresa” está cada vez más cerca de llegar al punto en que la solución sólo sea una caída estrepitosa donde todos, todos, dejen el club y se parta de cero.

En el equipo que perdió ante La Serena estuvieron presentes sólo tres jugadores provenientes de las inferiores y ni un o de ellos viene de una constante en el club, los tres jugaron fuera y volvieron tras varias temporadas fuera de Pedreros, un punto que no es menor por la falta de identidad de algunos jugadores con el vértigo y con la garra que los colocolinos habían demostrado históricamente, sólo Paredes de los “foráneos” ha entendido lo que significa jugar en el cuadro albo, el resto son timoratos, sin personalidad, con juego limitado, inseguros de sus capacidades y sobretodo tácticamente muy débiles, algo en que tiene mucho que ver el cuerpo técnico, el cual pese a estar conformado por íconos del club como Basay, Morón y Marcelo Ramírez, no ha sido capaz de transmitir garra ni empuje al plantel.

Para colmo el paso de los años ha dejado una serie de heridas que parecen imposibles de sanar y que cada vez más resultan una lamentable y triste costumbre. Los hinchas salen desencantados desde el Monumental. Desde el título en que se derrotó a la UC en la final del clausura 2009 que los fanáticos del Popular no tienen una actuación convincente guardada en la retina, quizás el último gran triunfo fue de la mano de Gallego cuando se derrotó al Santos de Neymar en el Monumental por Copa Libertadores, pero nada más, el resto son puras victorias amargas, poco convincentes y en base a factores puntuales y no ha un juego que poco a poco se imponga y sea aplastante o demoledor para sus rivales.

Y como si todo esto fuera poco, la directiva sigue pensando que es capaz de encontrar soluciones sólo invirtiendo dinero en jugadores, el trabajo de inferiores sigue siendo un misterio pese a crear la Casa Alba y lanzarla con bombos y platillos. Los jugadores jóvenes que pueden ser un aporte al primer equipo brillan por su ausencia, el único que en los últimos años saltó de manera positiva desde una categoría menor al cuadro de honor fue Diego Rubio, el que duró sólo un semestre y fue vendido inmediatamente a Europa, del resto nada, dejaron de aparecer jugadores que se tomaran el primer equipo en su punto y momento exacto tras una historia en juveniles, como ocurrió con los protagonistas de la última época dorada de Colo Colo, por ejemplo, Claudio Bravo, David Henríquez, Arturo Vidal, Álvaro Ormeño, Braulio Leal, Matías Fernández y Gonzalo Fierro, entre otros, los que sumados a verdaderos caudillos provenientes de otros clubes como Sanhueza y Meléndez, marcaron al historia del club

Las explicaciones vendrán otra vez, se dirá que se jugó bien pero que falto finiquito, que hay grandes jugadores pero que están en mala racha, que el cuerpo técnico tiene todo el apoyo de Blanco y Negro, que se seguirá trabajando, etcétera, etcétera, etcétera, pero nadie será capaz de asumir que en Colo Colo se pudrió algo hace mucho tiempo y nadie ha tomado la decisión de poner mano firme y planificar a largo plazo asumiendo el costo que eso implica pero aspirando a buenos resultados solventes en el tiempo, y lo que es peor aún, quizás quienes lo dirigen se olvidan que Colo Colo es una expresión popular que no necesita un equipo millonario, sólo un equipo que demuestre garra y esfuerzo, que le genere orgullo y que tenga entre sus jugadores a verdaderos representantes del hincha, algo que pena en Macul y que en las tribunas de Pedreros anhelan cada fin de semana más y más.

One thought on “Colo Colo no deja de sorprender… cada vez puede estar peor

  • 11/03/2012 at 22:51
    Permalink

    pq siempre ponen la tabla de posiciones de la liga española???? esa liga es una de las mas fomes del mundo, pongan cosas mas interesantes

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>